A menudo que pasaban las horas todas era más caóticos porque abundaban el sentimiento de culpa la desesperación por no saber dónde estaban sus seres queridos. Fue una experiencia verdaderamente horrible, a al paso de unos días llegaron unos familiares a visitar a su casa querían saber cómo estaban todos porque fue algo devastador inesperado nadie contada con ello, entonces los parientes se quedaron unos días, ya cuando se iban a regresar la madre sugirió que la niña se fuera unos días donde la abuela, fue algo caótico porque ella era un poco sonsa y no comía de nada, de un momento otro tuvo que cambiar todo, sin contar que fue un viaje  largo donde se realizó a pies, porque la carretera estaba hecha un desastre y no querían correr el riesgo, caminar casi por 8 horas seguidas entre montañas, frió, calor sed y hambre algo de verdad no muy agradable, cuando al fin llegan a su destino en el momento todo estaba perfecto la niña de ciudad que llega a casa de la abuela, todos los demás niños vienen a conocerla y ella feliz hasta que llega la hora del almuerzo y toca comer, cuando le sirven entonces ella exalta¡

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.